martes, 15 de febrero de 2011

Stay

Y ahora me siento un poco mejor, tras haberme liberado de aquello que me atormentaba. No se si esta falsa satisfacción se mantendrá junto a mi o, al igual que mis ganas de continuar, partirá. 


En el fondo de mi corazón, como si de un pozo se tratase, caen todas mis ilusiones, sin posibilidad alguna de volver a ser libres. En este hueco se ahogan, sufren y se deterioran hasta perder su esencia. Cuando trato de rescatarlas... colman mi ser de todo tipo de emociones negativas que me anulan de tal forma que, junto a ellas, me hundo de nuevo en ese profundo espacio, frío y húmedo, que es mi propia existencia.


Allí abajo, por más que grito, nadie me oye; por más que trato de escapar, nadie me socorre. Todos aquellos a los que amé han dejado mi vida, abandonándome a mi suerte, aun sabiendo que me encuentro sumido en la más profunda pena. La realidad, en forma de lluvia, inunda este pozo, enturbiando las aguas y trastocando aun más mis pensamientos.

1 comentario:

  1. Si salgo corriendo, tu me agarras por el cuello
    y si no te escucho, grita.
    Te tiendo la mano, tu agarra todo el brazo
    y si quieres más pues, grita.

    Sabes qué canción es, verdad?

    ResponderEliminar